La Escuela De El libro de Urantia En Internet – Mi Trayectoria En La Comunidad De El libro de Urantia

Versión para imprimirVersión para imprimir
Pam Maunakea

De Pam Maunakea
San Dimas (California, EEUU)

Han pasado treinta años desde que conocí El libro de Urantia, en 1970, y el año 2000 descubrí la Escuela de El libro de Urantia en Internet (UBIS) Durante todo ese tiempo, leí el libro 3 veces de principio a fin yo sola. Mi familia y amigos no estaban interesados. Los grupos de estudio estaban demasiado lejos, y criar dos hijos pequeños me hacía difícil organizar un grupo en casa. Me sentía aislada y sola en mi estudio de El libro de Urantia.

La Escuela de El libro de Urantia en Internet (UBIS) se convirtió en mi enlace vital con otros lectores de El libro de Urantia, con otros buscadores de la verdad de mente afín. Hice cursos casi cada trimestre. En 2006, me invitaron a seguir el curso de preparación de profesores para convertirme en profesora/facilitadora. Estaba en estado de shock y olas de dudas me superaban. Todavía era una aprendiza; era una responsabilidad enorme. ¿Estaba preparada? Fue un salto de fe lo que me hizo superar este breve periodo de indecisión, miedo y temor.

Después del periodo de formación de 5 semanas, me pidieron ser profesora/facilitadora de un curso para el siguiente semestre, en abril de 2007. Pensé que tomar un curso de diez semanas como alumna haría que mi comprensión de las enseñanzas del LU fuera más profunda, ¡pero desarrollar un curso lo hizo 10 veces más! Se me asignó un mentor, un profesor/facilitador experimentado que me guió en cada paso del camino. Fue un mano a mano durante semanas de profundización en un tema elegido por mí. Tener un mentor fue algo intenso y esclarecedor.

¡Mi experiencia como profesora/facilitadora fue fantástica! La primera semana del curso fue divertida y asombrosa. Conocí en el “ciberespacio” a lectores de todo el mundo. Había un lector de África que tenía que ir andando hasta un cibercafé para participar. Un lector de Oriente Medio tenía que guardar discreción por miedo a causar problemas a miembros de su familia. Conocí a lectores de Rusia, Chipre, Brasil, Nueva Zelanda y, por supuesto, de los Estados Unidos.

Poco después de facilitar mi primer curso, me invitaron a servir como miembro de la junta directiva de la UBIS. Como poco, me sorprendió. Participé en sus reuniones y se me asignaron diferentes tareas. Pude experimentar el trabajo de la UBIS desde el otro lado de la “clase”. Al conocer todo el trabajo que tiene que realizarse antes de que pudieran ofrecerse los cursos en línea me convertí en mejor alumna. Comencé a darme cuenta de que participar en distintos aspectos de la UBIS estaba haciendo más profundo mi conocimiento de los Documentos.

Como miembro de la junta de la UBIS, también se me pidió servir en el Comité de Revisiones de Cursos (CRC) Esta tarea requiere un estudio breve e intenso de dos a tres cursos diferentes que están preparando otros profesores/facilitadores. Tres miembros revisan estos cursos y hacen correcciones si es necesario. Se necesita tiempo para sentarse y releer de dos a tres documentos para proporcionar críticas fundadas. La interacción con los demás revisores es educativa por sí sola.

La UBIS me ha proporcionado un enlace vital con otros lectores. Estar implicada como alumna, como profesora facilitadora, como miembro de la junta y como miembro del CRC me ha proporcionado mucha perspectiva de este programa dedicado a iluminar a los habitantes de este planeta. ¡Es un honor y una aventura participar en la UBIS!

Información de fondo

Versión para imprimirVersión para imprimir

Urantia Foundation, 533 W. Diversey Parkway, Chicago, IL 60614, USA
Teléfono: (fuera de EUA y Canada) +1-773-525-3319
© Urantia Foundation. Reservados todos los derechos