5. El sistema Paraíso-Havona

   
   Palabras de Jesús en rojo: Activar | Desactivar    Números de párrafo: Activar | Desactivar
Versión para imprimirVersión para imprimir

5. EL SISTEMA PARAÍSO-HAVONA

  1. Introducción
  2. Geografía
  3. Constitución de Havona
  4. Los mundos de Havona
  5. Los mundos del Padre
  6. Los mundos del Hijo
  7. Los mundos del Espíritu
  8. El propósito del universo central
  9. La vida de Havona

5. EL SISTEMA PARAÍSO-HAVONA

I. INTRODUCCIÓN

1. Proposición. El sistema Paraíso-Havona constituye el núcleo perfecto y eterno del universo maestro.

El sistema Paraíso-Havona, el eterno universo que rodea la Isla eterna, constituye el núcleo perfecto y eterno del universo maestro; los siete superuniversos y todas las regiones del espacio exterior giran en órbitas establecidas alrededor del gigantesco agregado central de los satélites del Paraíso y de las esferas de Havona.” (129.9) 12:1.11

2. Proposición. El tiempo no se computa en el Paraíso—la secuencia de los acontecimientos sucesivos es inherente a sus ciudadanos.

“En el Paraíso no se computa el tiempo; la secuencia de los acontecimientos sucesivos está implícita en el concepto de aquéllos que son oriundos de la Isla central. Pero el tiempo es propio de los circuitos de Havona y de numerosos de los seres de origen así celestial como terrestre que habitan en ellos. Cada mundo de Havona tiene su propio tiempo local, determinado por su circuito.” (153.2) 14:1.11

3. Proposición. El sistema Paraíso-Havona es una unidad de perfección creativa.

“En el Paraíso, nada es experimental, y el sistema Paraíso-Havona es una unidad de perfección creadora.” (154.8) 14:2.6

II. GEOGRAFÍA

1. Proposición. Havona está muy lejos de nosotros y sus dimensiones son increíbles. Contiene mil millones de mundos.

“El universo perfecto y divino ocupa el centro de toda la creación; es el núcleo eterno alrededor del cual giran las vastas creaciones del tiempo y el espacio. El Paraíso es la gigantesca Isla nuclear de estabilidad absoluta que reposa inmóvil en el corazón mismo del magnífico universo eterno. Esta familia planetaria central se llama Havona y está muy distante del universo local de Nebadon. Es de dimensiones enormes y de una masa casi increíble, y consta de mil millones de esferas de belleza inimaginable y de majestuosa grandeza, pero la verdadera magnitud de esta vasta creación excede totalmente la comprensión de la mente humana.” (152.1) 14:0.1

2. Proposición. Entre el Paraíso y Havona hay tres circuitos especiales que tienen siete esferas cada uno.

“Entre la Isla central del Paraíso y el límite más interior de los circuitos planetarios de Havona, se encuentran situados en el espacio tres circuitos menores de esferas especiales. El circuito más interno consiste en las siete esferas secretas del Padre Universal; el segundo grupo está compuesto de los siete mundos luminosos del Hijo Eterno; en el más externo están las siete inmensas esferas del Espíritu Infinito, los mundos de la sede ejecutiva de los Siete Espíritus Rectores.” (143.1) 13:0.1

3. Proposición. Estos veintiún mundos eternizados son de insuperable grandeza y cada uno es distinto, excepto en que los siete mundos del Hijo son parecidos.

“Estos tres circuitos de siete mundos del Padre, del Hijo y del Espíritu son esferas de insuperable grandeza y gloria inimaginable. Incluso su construcción física o material es de un orden no revelado a vosotros. Cada circuito es de distintos materiales, y cada mundo de cada circuito es diferente, exceptuando los siete mundos del Hijo, los que son de igual constitución física. Las veintiuna esferas son enormes, y cada grupo de siete es eternizado de diferente manera. Hasta donde sabemos estas esferas siempre han sido así; como el Paraíso, son eternas. No existe ni registro ni tradición de su origen.” (143.2) 13:0.2

4. Proposición. Hay siete condiciones espaciales diferentes entre el paraíso y las fronteras interiores de los superuniversos.

“Desde la periferia del Paraíso hasta los límites interiores de los siete superuniversos se encuentran las siguientes siete condiciones y movimientos del espacio:

  1. Las zonas quietas del espacio medio que lindan con el Paraíso.
  2. El movimiento procesional en el sentido de las manecillas del reloj de los tres circuitos del Paraíso y los siete de Havona.
  3. La zona espacial semi-quieta que separa los circuitos de Havona de los cuerpos oscuros de gravedad del universo central.
  4. El cinturón interior de los cuerpos oscuros de gravedad que se mueven en sentido opuesto al de las manecillas del reloj.
  5. La segunda zona espacial única que divide las dos sendas espaciales de los cuerpos oscuros de gravedad.
  6. El cinturón exterior de los cuerpos oscuros de gravedad, que giran en el sentido de las manecillas del reloj alrededor del Paraíso.
  7. Una tercera zona espacial —una zona semi-quieta— que separa el cinturón exterior de los cuerpos oscuros de gravedad de los circuitos más interiores de los siete superuniversos.” (152.3) 14:1.1

5. Proposición. Los mil millones de mundos de Havona existen en siete círculos concéntricos. Cada circuito está penetrado por uno de los siete Espíritus de los Circuitos.

“Los mil millones de mundos de Havona están dispuestos en siete circuitos concéntricos que rodean directamente los tres circuitos de satélites del Paraíso. Hay más de treinta y cinco millones de mundos en el circuito más interior de Havona y más de doscientos cuarenta y cinco millones en el más exterior, con cantidades proporcionales entre ambos. Cada circuito difiere, pero todos están perfectamente equilibrados y exquisitamente organizados, y cada uno está saturado por una representación especializada del Espíritu Infinito, uno de los Siete Espíritus de los Circuitos. Además de otras funciones, este Espíritu impersonal coordina la conducta de los asuntos celestiales en todas partes de cada uno de los circuitos.” (152.11) 14:1.9

6. Proposición. Havona está rodeado por un circuito de cuerpos oscuros de gravedad— difieren en todos los aspectos de otros cuerpos espaciales.

“ En la periferia de este vasto universo central, allá lejos, más allá del séptimo cinturón de los mundos de Havona, gira un increíble número de oscuros cuerpos de gravedad enormes. Estas numerosas masas oscuras son totalmente distintas de otros cuerpos espaciales en muchos aspectos; aun en cuanto a su forma son muy diferentes. Estos cuerpos oscuros de gravedad no reflejan ni absorben la luz; no reaccionan a la luz de la energía física, y rodean y envuelven tan completamente a Havona como para ocultarla de la vista de incluso los universos habitados cercanos del tiempo y el espacio.” (153.5) 14:1.14

7. Proposición. Los cuerpos oscuros de gravedad giran en dos circuitos en direcciones opuestas.

“El gran cinturón de cuerpos oscuros se divide en dos circuitos elípticos iguales por una intrusión espacial única. El cinturón interior gira en sentido contrario a las manecillas del reloj; el exterior, en el sentido de las manecillas. Estas direcciones alternadas de movimiento, combinadas con la extraordinaria masa de los cuerpos oscuros, equilibran tan eficazmente las líneas de la gravedad de Havona como para convertir el universo central en una creación físicamente equilibrada y perfectamente estabilizada.” (153.6) 14:1.15

8. Proposición. Los dos circuitos de cuerpos de gravedad están dispuestos de manera diferente y el espacio intermedio es único.

“La procesión interior de los cuerpos oscuros de gravedad tiene una disposición tubular, consistente de tres conjuntos circulares. Una sección transversal de este circuito mostraría tres círculos concéntricos de densidad aproximadamente igual. El círculo exterior de los cuerpos oscuros de enorme gravedad está dispuesto perpendicularmente, siendo diez mil veces más alto que el circuito interior. El diámetro vertical del circuito exterior es cincuenta mil veces el del diámetro transversal.

“El espacio intermedio que existe entre estos dos circuitos de los cuerpos de grave-dad es único puesto que no se encuentra nada que se le asemeje en ninguna otra parte del vasto universo. Esta zona se caracteriza por enormes movimientos en onda en sentido vertical y está llena de gran actividad energética de orden desconocido.” (153.7) 14:1.16

III. LA CONSTITUCIÓN DE HAVONA

1. Proposición. El material de Havona consiste de mil elementos básicos y siete formas de energía de siete fases cada una.

“El material de Havona consiste en la organización de exactamente mil elementos químicos básicos y la función balanceada de las siete formas de la energía de Havona. Cada una de estas energías básicas manifiesta siete fases de excitación, de manera que los nativos de Havona responden a cuarenta y nueve estímulos sensoriales diferentes.” (154.5) 14:2.3

2. Proposición. Las energías físicas de Havona son triples. Las energías de los superuniversos son dobles.

“Las realidades físicas de Havona representan un orden de organización de la energía radicalmente diferente de cualquier otro prevaleciente en los universos evolutivos del espacio. Las energías de Havona son triples; las unidades de energía-materia del superuniverso contienen una doble carga de energía, aunque existe una forma de energía en fases negativa y positiva. La creación del universo central es triple (Trinidad); la creación de un universo local (directamente) es doble, un Hijo Creador y un Espíritu Materno Creativo.” (154.4) 14:2.2

IV. LOS MUNDOS DE HAVONA

1. Proposición. No hay gobiernos en Havona.

“No existe ningún gobierno del universo central. Havona es tan exquisitamente perfecto que no se necesita ningún sistema intelectual de gobierno. No existen tribunales regularmente constituidos, ni hay asambleas legislativas; Havona requiere tan sólo dirección administrativa.” (155.4) 14:3.1

2. Proposición. Todo lo que hay en Havona está más allá de la imaginación humana, pero estos mundos tienen ríos y lagos.

“La arquitectura, la iluminación y la calefacción, así como el embellecimiento biológico y artístico, de las esferas de Havona están absolutamente más allá de todo esfuerzo posible de la imaginación humana. No es mucho lo que se os puede decir acerca de Havona; para comprender su belleza y grandeza, debéis verla. Pero hay verdaderos ríos y lagos en estos mundos perfectos.” (156.4) 14:3.7

3. Proposición. Cada mundo de Havona es una creación original y única, embellecida de acuerdo con los planes de su Eterno de los Días residente.

“Aparte de la organización física de la materia y de la constitución fundamental de las órdenes básicas de seres inteligentes y otras cosas vivientes, no hay nada en común entre los mundos de Havona. Cada uno de estos planetas es una creación original, única y exclusiva; cada planeta es un producto incomparable, espléndido y perfecto. Y esta diversidad de la individualidad se extiende a todas las características de los aspectos físicos, intelectuales y espirituales de la existencia planetaria. Cada uno de estos mil millones de esferas de perfección se ha desarrollado y embellecido de acuerdo con los planes del Eterno de los Días residente, y es precisamente por esto por que no hay dos que sean iguales.” (159.2) 14:5.6

4. Proposición. El tiempo estándar del gran universo es el día del Paraíso-Havona—un poco más de siete minutos menos que mil años del tiempo de Urantia.

“demás del tiempo del circuito de Havona, existe el día estándar y otras designaciones temporales del Paraíso-Havona, determinadas por los siete satélites del Espíritu Infinito del Paraíso, y que de allí proceden. El día estándar del Paraíso-Havona se basa en el tiempo requerido por las moradas planetarias del primer circuito de Havona, el más interior, para completar una revolución alrededor de la Isla del Paraíso; y aunque su velocidad es enorme, debido a su ubicación entre los cuerpos oscuros de gravedad y el gigantesco Paraíso, les lleva casi mil años a estas esferas completar su circuito. Vosotros habéis leído inadvertidamente la verdad, cuando vuestros ojos se posaron sobre la frase «un día es como mil años para con Dios, no más que una vigilia en la noche». Un día del Paraíso-Havona dura tan sólo siete minutos, tres y un octavo de segundos menos que mil años del presente calendario bisiesto de Urantia.

“Este día del Paraíso-Havona es la medida estándar de tiempo de los siete superuniversos, aunque cada uno mantiene sus propios patrones internos del tiempo.” (153.3) 14:1.12

V. LOS MUNDOS DEL PADRE

1. Proposición. Los siete mundos secretos del Padre reflejan la luminosidad espiritual de las Deidades al Paraíso y a los siete circuitos de Havona.

“Las siete esferas secretas del Padre Universal, que giran alrededor del Paraíso en estrecha proximidad a la Isla eterna, son altamente reflexivas de la luminosidad espiritual del fulgor central de las Deidades eternas, vertiendo esta luz de gloria divina por todo el Paraíso e incluso sobre los siete círculos de Havona.” (143.3) 13:0.3

2. Proposición. Los mundos del Padre están dirigidos por los Secretos Trinidizados de Supremacía.

“La orden más alta de los Hijos Estacionarios de la Trinidad, los Secretos Trinidizados de Supremacía dirigen los mundos del Paraíso del Padre.” (144.2) 13:1.2

3. Proposición. Los mundos del Padre albergan representaciones especializadas de la Deidad, comprendidas únicamente por los grupos que residen en cada mundo.

“Una de las razones del secreto de estos mundos es que cada una de estas esferas sagradas disfruta de una representación especializada, o manifestación, de las Deidades que componen la Trinidad del Paraíso; no una personalidad, sino una presencia única de la Divinidad que sólo se puede apreciar y comprender por esos grupos particulares de inteligencias que residen en esa esfera específica, o que pueden ser admitidos en ella. Los Secretos Trinidizados de Supremacía son los agentes personales de estas presencias especializadas e impersonales de la Divinidad, y los Secretos de Supremacía son seres altamente personales, espléndidamente dotados y maravillosamente adaptados a su excelsa y exigente labor.” (144.3) 13:1.3

4. Proposición. Divinington es el hogar de los Ajustadores del Pensamiento y de numerosos órdenes de seres que tienen su origen en el Padre Universal.

“1. DIVININGTON. Este mundo es, en un sentido único, el «seno del Padre», la esfera de comunión personal del Padre Universal, y en él existe una manifestación especial de su divinidad. Divinington es el punto de reunión en el Paraíso de los Ajustadores del Pensamiento, pero es también el hogar de numerosas otras entidades, personalidades y seres que se originan en el Padre Universal.” (144.4) 13:1.4

5. Proposición. Los secretos de Divinington incluyen el misterio del otorgamiento de los Ajustadores del Pensamiento.

Los secretos de Divinington incluyen el secreto del otorgamiento y de la misión de los Ajustadores del Pensamiento.” (144.5) 13:1.5

6. Proposición. Divinington alberga también los secretos de otros fragmentos del Padre y de los Mensajeros de Gravedad.

“Esta esfera también contiene los secretos de la naturaleza, propósito y actividades de todas las otras formas de los fragmentos del Padre, de los Mensajeros de Gravedad, y de huestes de otros seres no revelados a vosotros.” (145.1) 13:1.6

7. Proposición. Sonarington es la sede de los plenamente acreditados Hijos de Dios ascendentes y descendentes.

“2. SONARINGTON. Esta esfera es el «seno del Hijo», el mundo personal de recibimiento del Hijo Eterno. Es la sede central en el Paraíso para los Hijos de Dios descendentes y ascendentes en el momento en que son plenamente acreditados y finalmente aprobados.” (145.2) 13:1.7

8. Proposición. Entre los secretos de Sonarington está el de la encarnación de los Hijos de Dios.

Los secretos de Sonarington incluyen el secreto de la encarnación de los Hijos divinos. Cuando un Hijo de Dios se hace Hijo del Hombre, naciendo literalmente de una mujer, como ocurrió en vuestro mundo hace mil novecientos años, es un misterio del universo. (145.3) 13:1.8

9. Proposición. Spiritington es el hogar de los altos seres del Espíritu Infinito. Los siete Espíritus Maestros se congregan aquí.

3. SPIRITINGTON. Este mundo es el «seno del Espíritu», el hogar en el Paraíso de los seres elevados que representan exclusivamente el Espíritu Infinito. Aquí se congregan los Siete Espíritus Rectores y algunos de sus vástagos de todos los universos. En esta morada celestial también pueden encontrarse numerosas órdenes no reveladas de personalidades espirituales, seres asignados a las múltiples actividades universales que no se relacionan con los planes de elevación de las criaturas mortales del tiempo a los niveles paradisiacos de eternidad.” (145.4) 13:1.9

10. Proposición. Entre los secretos de Spiritington está el de la reflectividad universal.

Los secretos de Spiritington comprenden los misterios impenetrables de la reflectividad. Os hablamos del fenómeno vasto y universal de la reflectividad, más particularmente tal como opera en los mundos sede central de los siete superuniversos, pero no nos explicamos este fenómeno, porque no lo entendemos plenamente.” (145.5) 13:1.10

11. Proposición. Vicegerington es el hogar de los seres no revelados del Padre-Hijo.

“4. VICEGERINGTON. Este planeta es el «seno del Padre y del Hijo» y es la esfera secreta de ciertos seres no revelados que se originan en los actos del Padre y el Hijo.” (145.6) 13:1.11

12. Proposición. La trinidización se encuentra entre los secretos de Vicegerington.

Los secretos de Vicegerington incluyen los secretos de trinidización, y la trinidización constituye el secreto de la autorización para representar la Trinidad, para actuar como vicegerentes de los Dioses.”  (146.1) 13:1.12

13. Proposición. Solitarington es el hogar de los seres no revelados del Padre-Espíritu.

“5. SOLITARINGTON. Este mundo es el «seno del Padre y el Espíritu» y el punto de reunión de una magnífica hueste de seres no revelados que se originan en los actos conjuntos del Padre Universal y el Espíritu Infinito, seres que comparten los rasgos del Padre además de su herencia del Espíritu.” (146.4) 13:1.15

14. Proposición. Los secretos de Solitarington abarcan algo de la trinidización y también las relaciones especiales del Espíritu Infinito con algunos de sus altos hijos.

Los secretos de Solitaringtón. Además de ciertos secretos de trinidización, este mundo encierra los secretos de la relación personal del Espíritu Infinito con algunos de los vástagos más elevados de la Tercera Fuente y Centro.” (146.7) 13:1.18

15. Proposición. Serafington es el hogar de los seres no revelados del Hijo y el Espíritu y de los numerosos órdenes de ángeles.

“6. SERAFINGTON. Esta esfera es el «seno del Hijo y del Espíritu», y ésta es el hogar de la vasta hueste de seres no revelados creados por el Hijo y el Espíritu. Es también la esfera de destino de todas las órdenes ministradoras de las huestes angélicas, incluyendo a los supernafines, los seconafines y los serafines. También sirven en el universo central y los universos más lejanos muchas órdenes de espíritus magníficos que no son «espíritus ministradores para aquellos que serán herederos de la salvación». Todos estos trabajadores espirituales en todos los niveles y dominios de las actividades universales consideran Serafington su hogar en el Paraíso. (146.8) 13:1.19

16. Proposición. Los secretos de Serafington incluyen los del transporte seráfico.

Los secretos de Serafington comprenden un triple misterio, uno sólo de los cuales puedo mencionar: el misterio del transporte seráfico.” (147.1) 13:1.20

17. Proposición. Ascendington es el hogar de las criaturas evolutivas ascendentes.

“7. ASCENDINGTON. Este mundo singular es «el seno del Padre, del Hijo y del Espíritu», el punto de reunión de las criaturas ascendentes del espacio, la esfera de recepción de los peregrinos del tiempo que están atravesando el universo de Havona en su camino al Paraíso” (147.2) 13:1.21

18. Proposición. El secreto de Ascendington es el de la evolución del alma inmortal en las criaturas materiales.

Los secretos de Ascendington incluyen el misterio de edificación gradual y certera en la mente mortal y material de una contraparte de carácter e identidad espiritual y potencialmente inmortal. Este fenómeno constituye uno de los misterios más perplejantes de los universos: la evolución de un alma inmortal en la mente de una criatura mortal y material.” 
(147.3) 13:1.22

VI. LOS MUNDOS DEL HIJO

1. Proposición. En los mundos sagrados del Hijo se origina la luminosidad espiritual que se extiende por todo Havona. En esas esferas no residen seres personales.

“En los siete mundos sagrados del Hijo Eterno parecen originarse las energías impersonales de la luminosidad espiritual. Ningún ser personal puede habitar en ninguno de estos siete reinos fulgurantes. Con gloria espiritual iluminan todo el Paraíso y Havona, y dirigen pura luminosidad espiritual a los siete superuniversos. Asímismo, estas esferas brillantes del segundo circuito emiten su luz (luz sin calor) al Paraíso y a los siete circuitos con sus mil millones de mundos del universo central.” (143.4) 13:0.4

2. Proposición. Estos mundos especiales del Hijo son el hogar de las siete fases de la existencia de espíritu puro.

“Las siete esferas luminosas del Hijo Eterno son los mundos de las siete fases de la existencia del espíritu-puro. Estas orbes resplandecientes son la fuente de la triple luz del Paraíso y de Havona, estando su influencia confinada, en gran medida pero no del todo, al universo central.” (149.4) 13:3.1

3. Proposición. Estos mundos del Hijo bullen de vida distinta a la personal.

“La personalidad no está presente en estos satélites del Paraíso; por lo tanto, poco de lo relacionado con estas moradas de puro espíritu puede presentarse a la personalidad mortal y material. Se nos enseña que estos mundos rebosan con la vida que no es personal de los seres del Hijo Eterno. Deducimos que se están congregando estas entidades para ministrar en los proyectados nuevos universos del espacio exterior.” (149.5) 13:3.2

VII. LOS MUNDOS DEL ESPÍRITU

1. Proposición. Los mundos del Espíritu están habitado por los hijos del Espíritu Infinito, los Hijos trinidizados de criaturas glorificadas y otros seres no revelados.

“Entre el circuito interior de Havona y las esferas resplandecientes del Hijo Eterno giran los siete orbes del Espíritu Infinito, mundos habitados por los vástagos del Espíritu Infinito, los hijos trinidizados de personalidades creadas y glorificadas, y otros tipos de seres no revelados que se ocupan de la administración eficaz de las muchas empresas de los varios ámbitos de las actividades universales.” (149.7) 13:4.1

2. Proposición. Los siete mundos del Espíritu son la sede de los siete Espíritus Rectores. Su iluminación se extiende hacia Havona y el gran universo, pero no hacia el Paraíso.

“Los Siete Espíritus Rectores, que presiden los destinos de los siete superuniversos, ocupan los siete mundos del Espíritu Infinito enviando iluminación espiritual de la Tercera Persona de la Deidad a estas creaciones del tiempo y el espacio. Y todo Havona, aunque no la Isla del Paraíso, se baña en estas influencias espiritualizantes.” (143.5) 13:0.5

3. Proposición. Desde estos siete mundos, los Espíritus Rectores igualan y estabilizan los circuitos de la mente cósmica para el gran universo.

“Desde estas siete esferas especiales los Espíritus Rectores operan para equilibrar y estabilizar los circuitos de la mente cósmica del gran universo. También tienen que ver con la actitud espiritual diferencial y la presencia de las Deidades en todo el gran universo.” (150.2) 13:4.3

4. Proposición. Estas moradas ejecutivas de los siete Espíritus Rectores son en realidad la sede de los siete superuniversos.

“Las moradas ejecutivas de los Siete Espíritus Rectores son, en realidad, las sedes centrales en el Paraíso de los siete superuniversos y sus segmentos correlativos en el espacio exterior. Cada Espíritu Rector preside un superuniverso, y cada uno de estos siete mundos se asigna exclusivamente a uno de los Espíritus Rectores. No existe literalmente ninguna fase de la administración subparadisiaca de los siete superuniversos que no esté contemplada en estos mundos ejecutivos.” (150.5) 13:4.6

VIII. EL PROPÓSITO DEL UNIVERSO CENTRAL

1. Proposición. Los mil millones de mundos de Havona constituyen esferas de capacitación para las personalidades paradisíacas descendentes y las criaturas evolutivas ascendentes.

“Los mil millones de esferas del universo central constituyen los mundos de capacitación de las elevadas personalidades nativas del Paraíso y de Havona y además sirven como terrenos finales de prueba de las criaturas ascendentes provenientes de los mundos evolucionarios del tiempo.” (156.1) 14:3.4

2. Proposición. Havona podría ser la escuela de finalización de los niveles absonitos, cuando los superuniversos funcionen como escuelas intermedias para los graduados de las escuelas primarias del espacio exterior.

“Incuestionablemente, Havona seguirá funcionando con significación absonita aun en futuras edades universales que tal vez presencien el espectáculo de los peregrinos del espacio que intentan encontrar a Dios en niveles superfinitos. Havona tiene la capacidad de servir como universo de capacitación para seres absonitos. Probablemente será la escuela superior cuando funcionen los siete superuniversos como escuela inter-media para los graduados de la escuela primaria del espacio exterior. Tendemos a opinar que las potencialidades de Havona eterna son realmente ilimitadas, que el universo central tiene capacidad eterna para servir como universo de capacitación experiencial para todos los tipos de seres creados pasados, presentes y futuros.” (163.3) 14:6.41

3. Proposición. El Padre he Father deriva suprema satisfacción de la perfección de Havona.

“1. El Padre Universal — la Primera Fuente y Centro. Dios el Padre deriva suprema satisfacción paterna de la perfección de la creación central. Disfruta la experiencia de la saciedad del amor en niveles próximos a la igualdad. El Creador perfecto está divinamente complacido con la adoración de la criatura perfecta.” (160.7) 14:6.6

4. Proposición. Havona ofrece al Hijo Eterno la prueba de la eficacia de la familia divina. Aquí demostró por primera vez el ministerio de otorgamiento.

“2 El Hijo Eterno — la Segunda Fuente y Centro. Para el Hijo Eterno la formidable creación central ofrece una prueba eterna de la eficacia de la asociación de la familia divina —el Padre, el Hijo y el Espíritu. Es el cimiento espiritual y material para la confianza absoluta en el Padre Universal.

“Havona proporciona al Hijo Eterno una base casi ilimitada para la realización en constante expansión del poder espiritual. El universo central proporcionó al Hijo Eterno el campo de acción en el cual pudo demostrar con seguridad el espíritu y la técnica del ministerio del autootorgamiento para instrucción de sus Hijos asociados Paradisiacos. (160.13) 14:6.12

5. Proposición. El universo de Havona proporciona al Espíritu Infinito la prueba real de que él es el Actor Conjunto.

“3. El Espíritu Infinito — la Tercera Fuente y Centro. El universo de Havona proporciona al Espíritu Infinito la prueba de que él es el Actor Conjunto, el representante infinito de Padre-Hijo unificados. En Havona el Espíritu Infinito deriva la satisfacción combinada de funcionar como actividad creadora disfrutando a la vez de la satisfacción de la coexistencia absoluta con este logro divino.” 
(161.4) 14:6.17

6. Proposición. En Havona, el Espíritu Infinito ensayó el ministerio a los universos evolutivos.

“En Havona el Espíritu Infinito halló el campo de acción en el cual pudo demostrar la capacidad y la voluntad de servir como ministro potencial de la misericordia. En esta creación perfecta el Espíritu pudo ensayarse para la aventura de ministerio en los universos evolutivos.” (161.5) 14:6.18

7. Proposición. Havona es la prueba de la realidad espiritual del Ser Supremo. Aquí el potencial de poder del Todopoderoso se unifica con la naturaleza espiritual del Supremo.

“4. El Ser Supremo — la unificación evolutiva de la Deidad experiencial. La creación de Havona es la prueba eterna y perfecta de la realidad espiritual del Ser Supremo. Esta creación perfecta es una revelación de la naturaleza espiritual perfecta y simétrica de Dios el Supremo antes de los comienzos de la síntesis de poder-personalidad de las reflexiones finitas de las Deidades del Paraíso en los universos experienciales del tiempo y el espacio.

“En Havona las potencialidades de poder del Todopoderoso se unifican con la naturaleza espiritual del Supremo. Esta creación central es una ejemplificación de la futura unidad eterna del Supremo.” (161.10) 14:6.23

8. Proposición. Havona es el terreno de capacitación educativa en el que los Hijos Creadores se preparan para sus aventuras de creación de universos.

“5. Los Hijos Creadores Coordinados. Havona es el campo de capacitación en el que se preparan los Micaeles del Paraíso para sus subsecuentes aventuras de creación de universos. Esta creación perfecta y divina es un modelo para cada Hijo Creador.” (162.2) 14:6.27

9. Proposición. Los Espíritus Maternos prepersonales, asociados a los Hijos Creadores, aseguran la capacitación en los mundos de Havona con los Espíritus de los Circuitos.

“6. Las Hijas Ministradoras Coordinadas. Los Espíritus Maternos de los Universos, cocreadores de los universos locales, obtienen su capacitación prepersonal en los mundos de Havona, en asociación estrecha con los Espíritus de los Circuitos.” (162.7) 14:6.32

10. Proposición. Havona es el hogar de las personalidades modelo de cada tipo de mortal, y se encuentran aquí todos los asociados superhumanos de los ascendentes mortales.

“7. Los Mortales Evolutivos de la Carrera Ascendente. Havona es el hogar del modelo original de personalidad de todos los tipos mortales y el hogar de todas las personalidades sobrehumanas de asociación mortal que no son nativas de las creaciones del tiempo.” (162.12) 14:6.37

11. Proposición. En Havona, los ascendentes mortales logran su primer contacto con el Ser Supremo.

“Estos mundos proveen el estímulo para todos los impulsos humanos hacia el logro de los verdaderos valores espirituales en los más altos niveles concebibles de la realidad. Havona es el objetivo preparadisiaco de capacitación para todos los mortales ascendentes. Aquí los mortales alcanzan la Deidad preparadisiaca —el Ser Supremo. Havona se alza ante todas las criaturas volitivas como la compuerta del Paraíso y del logro de Dios.” 
(162.13) 14:6.38

IX. LA VIDA DE HAVONA

1. Proposición. Hay siete formas básicas de vida en Havona.

“Hay siete formas básicas de cosas y seres vivientes en los mundos de Havona, y cada una de estas formas básicas existe en tres fases distintas. Cada una de estas tres fases se divide en setenta divisiones principales, y cada división principal se compone de mil divisiones menores, que a su vez se subdividen, y así sucesivamente. Estos grupos básicos de vida pueden clasificarse como:

  1. Material.
  2. Morontial.
  3. Espiritual.
  4. Absonito.
  5. Último.
  6. Coabsoluto.
  7. Absoluto.” (156.6) 14:4.1

2. Proposición. Los nativos de Havona, además de su ministerio a los descendentes y ascendentes, viven una vida propia plena.

“Existe una vida que es peculiar de Havona y que posee significación en sí y de sí misma. Los habitantes de Havona sirven de muchas maneras a los descendientes del Paraíso y a los ascendentes de los superuniversos, pero también viven existencias que son únicas en el universo central y tienen un significado relativo independientemente del Paraíso o de los superuniversos.” (157.4) 14:4.12

3. Proposición. Los nativos de Havona son los hijos de la Trinidad paradisíaca y son seres que no se reproducen.

“Los nativos de Havona son todos los vástagos de la Trinidad del Paraíso. No tienen progenitores, y no se reproducen.” (157.2) 14:4.10

4. Proposición. En los mundos de Havona se encuentran numerosas clases de seres modelo.

“Además de los nativos de Havona, los habitantes del universo central incluyen numerosas clases de seres que son modelos originales para varias agrupaciones universales: asesores, directores y maestros de su tipo y para su tipo en toda la creación.” (157.10) 14:4.18

5. Proposición. El pecado no ha aparecido jamás en Havona. Tampoco se han descarriado nunca los nativos ni los ascendentes evolutivos.

“No ha habido nunca un caso de mala conducta por parte de ninguna criatura de ningún grupo de personalidades creadas en el universo central de Havona, o admitidas a él.Tan perfectos y tan divinos son los métodos y medios de selección en los universos del tiempo, que nunca ha ocurrido un error en los registros de Havona; no se han cometido jamás equivocaciones; ningún alma ascendente jamás se ha admitido prematuramente en el universo central.”(155.3) 14:2.9

Información de fondo

Versión para imprimirVersión para imprimir

Urantia Foundation, 533 W. Diversey Parkway, Chicago, IL 60614, USA
Teléfono: (fuera de EUA y Canada) +1-773-525-3319
© Urantia Foundation. Reservados todos los derechos